Posted on

Examen del sistema motor

Imagen activa

EXPLORACION NEUROLOGICA

Imagen activaI-EXAMEN DEL SISTEMA MOTOR

INTRODUCCIÓN

Es importante para poder entender la exploración motora repasar los siguientes conceptos:

-Motilidad es la capacidad de desplazar en el espacio parte o todo el organismo mediante lacontracción de los músculos actuando sobre las placas óseas, puede ser voluntaria o refleja.

-Los impulsos que rigen la movilidad nacen en la corteza y para llegar a los músculos efectores tienen que atravesar las vías piramidal y la terminal común.

 

La vía piramidal (primera motoneurona o neurona superior) esta integrada por las neuronas de la corteza motora y sus cilindroejes.La

vía terminal común (segunda motoneurona o inferior) esta formada por las motoneuronas que están en el asta anterior, los cilindroejes de estas neuronas que forman parte, sucesivamente, de las

raíces anteriores, de los plexos y de los nervios periféricos y terminan en las fibras musculares, mediante las placas motoras. Se entiende por unidad motora el conjunto de una motoneurona y las miofibrillas inervadas por ella. Sobre ella existe un control suprasegmentario de centros superiores propios de la médula espinal (p.ej. interneuronas de Rensaw), del tronco encefálico (núcleos vestibulares, sustancia reticular) y de la corteza cerebral (vía piramidal).

-Desde el punto de vista fisiopatológico podemos identificar:

1-Síndrome Piramidal o Corticoespinal: alteración de la vía piramidal desde su origen en la

corteza hasta su terminación en las astas anteriores de la médula.

2-Sindrome de Motoneurona inferior o Segunda Neurona: alteración de las motoneuronas

del asta anterior o del cilindroeje entre la médula y su terminación en la placa motora de los músculos. La

tabla 1 muestra los patrones característicos de cada síndrome:

Tabla 1 Característica de las parálisis en los Síndromes Piramidales y de Segunda Neurona

Síndrome Piramidal Síndrome de Segunda Neurona

Tono Aumentado (Espasticidad) Disminuido

Reflejos musculotendinosos Exaltados Disminuido o Abolidos

Reflejos superficiales Abolidos Abolidos

Clonus Presente Ausente

Reflejo patológicos Presente Ausente

Atrofia Discreta (por desuso) Intensa

EXAMEN MOTOR

La valoración del sistema motor incluye la exploración de la masa muscular, el tono y la fuerza.

1-MASA MUSCULAR

El tamaño de los músculos varía mucho con la edad, el sexo, la constitución corporal, la

profesión, el estado nutricional y el entrenamiento.

El examinador evalúa el volumen del músculo mediante la inspección, palpación y la comparación

de con otros músculos.

I-EXAMEN DEL SISTEMA MOTOR

INTRODUCCIÓN

Es importante para poder entender la exploración motora repasar los siguientes conceptos:

-Motilidad es la capacidad de desplazar en el espacio parte o todo el organismo mediante lacontracción de los músculos actuando sobre las placas óseas, puede ser voluntaria o refleja.

-Los impulsos que rigen la movilidad nacen en la corteza y para llegar a los músculos efectores

tienen que atravesar las vías piramidal y la terminal común.

La vía piramidal (primera motoneurona o neurona superior) esta integrada por las neuronas de

la corteza motora y sus cilindroejes.

La vía terminal común (segunda motoneurona o inferior) esta formada por las motoneuronas

que están en el asta anterior, los cilindroejes de estas neuronas que forman parte, sucesivamente, de las

raíces anteriores, de los plexos y de los nervios periféricos y terminan en las fibras musculares, mediante

las placas motoras. Se entiende por unidad motora el conjunto de una motoneurona y las miofibrillas

inervadas por ella. Sobre ella existe un control suprasegmentario de centros superiores propios de la

médula espinal (p.ej. interneuronas de Rensaw), del tronco encefálico (núcleos vestibulares, sustancia

reticular) y de la corteza cerebral (vía piramidal).

-Desde el punto de vista fisiopatológico podemos identificar:

1-Síndrome Piramidal o Corticoespinal: alteración de la vía piramidal desde su origen en la

corteza hasta su terminación en las astas anteriores de la médula.

2-Sindrome de Motoneurona inferior o Segunda Neurona: alteración de las motoneuronas

del asta anterior o del cilindroeje entre la médula y su terminación en la placa motora de los músculos. La

tabla 1 muestra los patrones característicos de cada síndrome:

Tabla 1 Característica de las parálisis en los Síndromes Piramidales y de Segunda Neurona

Síndrome Piramidal Síndrome de Segunda Neurona

Tono Aumentado (Espasticidad) Disminuido

Reflejos musculotendinosos Exaltados Disminuido o Abolidos

Reflejos superficiales Abolidos Abolidos

Clonus Presente Ausente

Reflejo patológicos Presente Ausente

Atrofia Discreta (por desuso) Intensa

EXAMEN MOTOR

La valoración del sistema motor incluye la exploración de la masa muscular, el tono y la fuerza.

1-MASA MUSCULAR

El tamaño de los músculos varía mucho con la edad, el sexo, la constitución corporal, la

profesión, el estado nutricional y el entrenamiento.

El examinador evalúa el volumen del músculo mediante la inspección, palpación y la comparación

de con otros músculos.

En la exploración de la masa muscular podemos encontrar:

1) ATROFIA MUSCULAR o pérdida de volumen

Se produce atrofia muscular especialmente en las enfermedades de la neurona motora inferior

o del propio músculo y se asocia a debilidad importante.

En las enfermedades osteoarticulares, en las personas ancianas, desnutridas o inactivas, hay

un cierto grado de atrofia pero la fuerza suele estar conservada (salvo casos extremos).

Su aparición asimétrica ocurre en lesiones de nervio y raíces. Los patrones simétricos proximales

suelen corresponder a miopatías y los distales a neuropatías (excepto Steinert)

2) HIPERTROFIA o un aumento del tamaño del músculo

Se observa en individuos que realizan entrenamiento atlético en casos raros de miotonía

congénita o por denervación.

2-TONO MUSCULAR es la resistencia a la movilización pasiva.

El tono se mantiene mediante el arco reflejo miotático medular y está influenciado por la vía

piramidal, extrapiramidal y cerebelo.

El tono de cualquier grupo muscular depende de su localización, la posición del individuo y la

capacidad de relajar los músculos de manera voluntaria.

La determinación del tono es una cuestión de experiencia personal y resulta difícil de evaluar

cuantitativamente.

Las variaciones respecto al tono muscular normal da lugar:

1-HIPERTONIA o aumento del tono

Hay tres formas de hipertonía:

A- Espasticidad: hay un aumento de tono sobre todo al inicio del movimiento.

Con desplazamientos rápidos y pasivos la resistencia del músculo aparece y se vence de golpe “fenómeno

de la navaja de muelle”. Si es muy intensa puede producir contracturas permanentes. Predomina en los

músculos antigravitatorios flexores de miembros superiores (MMSS) y los extensores de miembros

inferiores (MMII) produce por lesiones de la vía piramidal.

B- Rigidez: se produce por contractura mantenida de flexores y extensores y

en ella la resistencia que se encuentra al hacer movimientos pasivos es uniforme desde el inicio hasta el

final dando la impresión de que se esta “moldeando cera” o “doblando un tubo de plomo”. Afecta por igual

a todos los músculos. También se observa el “fenómeno de rueda dentada” porque a la hipertonía se

suma el temblor de en la Enfermedad de Parkinson. Se produce en las lesiones de la via extrapiramidal.

C- Paratonía: aumento de tono constante. Existe oposicionismo al movimiento

en cualquier dirección, se relaciona con lesiones del lóbulo frontal y es frecuente verla en fases avanzadas

de la demencia.

2-HIPOTONIA es una pérdida del tono normal en la que los músculos están flácidos y

blandos y ofrecen una disminución de la resistencia al movimiento pasivo de la extremidad. Se observa en

las lesiones del arco reflejo miotático (n sensitivo, raíces posteriores, asta anterior, raíces anteriores y

nervios motores), en las lesiones que afectan a las regiones con influencias facilitadoras como es el

cerebelo y en la falta de uso muscular.

EXPLORACIÓN

-En reposo:

Si hay espaticidad las extremidades adoptan una postura fija que puede ser hiperextensión o con

más frecuencia en aumento de la flexión. En la hipotonía la extremidad adopta una posición que viene

dada por la gravedad.

-Resistencia a la movilización pasiva:

1-Se pide al paciente que este relajado, que deje extremidades “flojas” y que permita al

examinador moverla libremente.

2-El examinador mueve cada extremidad en sus distintas articulaciones con movimientos de

rotación, flexión, extensión.

3-Si la rigidez es leve se puede incrementar con la realización de movimiento de facilitación como

son los movimientos repetitivos con la mano que no esta siendo explorada.

4-La hipotonía se identifica por la mayor facilidad para la realización de los movimientos pasivos y

cuando se agita la extremidad se produce aleteo de las partes distales.

3- FUERZA

La fuerza la podemos cuantificar de acuerdo con la escala de fuerza muscular propuesta por el

Medical Research Council (MRC) descrita en la siguiente tabla2 :

Tabla 2 Escala de fuerza muscular del MRC británico

FUNCIÓN MOTORA

No contracción 0

Contracción que no desplaza articulación 1

Desplazamiento articular sobre plano 2

Desplazamiento articular contra gravedad 3

Movimiento contra resistencia 4

Fuerza normal 5

En el examen motor consideramos la:

1-EXPLORACIÓN DE LA FUERZA GLOBAL que se realiza con las llamadas Maniobras de pequeña

paresia o claudicación piramidal: Maniobras de Barré y de Mingazzini:

MMSS se le pide al sujeto que separe al máximo los dedos colocado una mano

enfrentada a la otra por sus superficies palmares sin entrar en contacto, manteniendo un

meñique frente al otro. Los dedos se separan y se extienden menos en el lado parético; la

palma de la mano esta por dicho motivo mas excavada. (Maniobras de Barré)

MMII enfermo en decúbito supino con los muslos perpendiculares al lecho y las piernas

formando un ángulo recto con ellas. El segmento del lado afecto cae antes (Maniobras de

Mingazzini):

2-EXPLORACIÓN DE LA FUERZA SEGMENTARIA

1-En primer lugar exploraremos grupos proximales y distales de las extremidades comparándolos

entre sí y con las extremidades contralaterales

a. Parte proximal de las extremidades superiores.

Indicar al paciente que cierre sus ojos y extienda sus brazos con las palmas hacia arriba . En

forma normal deben quedar elevadas. En caso de debilidad, el brazo afectado descenderá

lentamente y adoptara la posición prona.

b. Parte distal de las extremidades superiores.

Pedir al paciente que oprima el dedo índice del examinador tan fuerte como sea posible. El

examinador debe tener algo de dificultad para retirar el dedo.

c. Parte proximal de las extremidades inferiores.

Pedir al paciente que se coloque de pie y al mismo tiempo doble ligeramente una pierna.

d. Parte distal de las extremidades inferiores.

Para valorar flexión plantar pedir al paciente que camine de puntillas y para valorar

flexión pedir al paciente que camine de talones.

2- En segundo lugar se realiza una exploración más detallada, observando la acción de cada

músculo dependiendo de la debilidad que aqueja el paciente.

II-REFLEJOS

Los reflejos son respuestas involuntarias a estímulos y nos proporciona información de la

integridad del sistema nervioso.

Los reflejos se agrupan por cuestión práctica y didáctica en:

1-Reflejos normales son reflejos segmentarios simples y están presentes en individuos sanos y

pueden ser: a- Reflejos profundos. b- Reflejo superficiales.

2-Reflejos patológicos son provocados también por estímulos de distensión muscular o

superficiales pero se diferencian en que no pueden ser provocados en individuos normales y son más

complejos que el reflejo segmentario simple.

1-REFLEJOS NORMALES

1Reflejos profundos o de estiramiento muscular o miotáticos REM

-Incorrectamente denominados osteotendinosos o ROT ya que se originan en el estiramiento

de huso neuromuscular y el hueso y tendón son meros trasmisores de tensión.

-Su arco reflejo es el mismo que el que mantiene el tono, tienen una aferencia desde el huso

neuromuscular por el nervio sensitivo hasta la médula y desde esta, a través de una sinapsis modulada,

a la raíz motora y el nervio efector hasta las unidades motoras. Este largo recorrido comprende una

amplia zona del sistema nervioso y el defecto del reflejo traduce varios posibles lugares anatómicos.

Además la modulación suprasegmentaria es la responsable de la abolición del reflejo asociada a la

debilidad en la fase aguda de la lesión de motoneurona superior que evoluciona con el tiempo a su

exageración patológica, al perderse la modulación inhibitoria del arco reflejo miotático que conduce las

fibras parapiramidales de la vía corticorreticuloespinal.

-Técnica para realizar la exploración de los REM:

-Se precisa la colaboración del paciente que debe de estar relajado; en ocasiones es necesario

conversar con el paciente para distraer su atención o pedirle que mire a otro lado.

-Conseguir un grado óptimo de tensión en el músculo mediante la manipulación y colocación

pasivas de la extremidad, así el paciente debe de estar con los antebrazos apoyados en los muslos y los

pies apoyados en un alza.

-Aplicar un estímulo de distensión suficiente para lo que se requiere un martillo largo con peso

suficiente en la cabeza del mismo.

-En ocasiones se debe intentar reforzar los reflejos. Los reflejos de las piernas se pueden

reforzar mediante un esfuerzo intenso y sostenido de separar las manos que se mantienen unidas con

los dedos flexionados (maniobra de Jendrassik). Los reflejos de las extremidades superiores puede

reforzarse apretando los dientes, juntando las rodillas con fuerza y cerrando el puño con la mano

contralateral.

-Los REM se gradúan según la intensidad de la respuesta motora como se recoge en la Tabla

3:

Tabla 3 Escala de graduación de los REM

Intensidad de respuesta motora

No respuesta 0

Respuesta ligeramente disminuida 1/+

Normal 2 / ++

Respuesta más intensa de lo normal o

aumento del área reflexógena

3 /+++

Exaltados; suele encontrarse clonus 4 /++++

-Aunque los reflejos de distensión muscular pueden obtenerse de casi todos los músculos

accesibles, rara vez tiene una utilidad importante la valoración de los reflejos de músculos distintos de

los que se indican a continuación:

-En la tabla 4 se describen los niveles de los principales de los reflejos de estiramiento.

Tabla 4. Reflejos espinales y sus niveles

Reflejo Nivel

Bicipital C5-C6

Estiloradial C6

Tricipital C7

Rotuliano L3 4

Adductor L2 3 4

Aquíleo S1

Clonus:

Se valora si los reflejos de las extremidades inferiores están hiperactivos. Se puede

desencadenenar al mantener una tensión sobre el tendón de Aquiles, para ello se realiza de forma rápida

una dorsiflexión del pie y se ejerce una ligera presión. En condiciones normales, el pie puede mostrar

flexión plantar una o dos veces. Más de dos sacudidas indican reflejos hiperactivos, aunque no siempre

esto es patológico.

2-Reflejos superficiales o cutáneos

El estímulo no actúa sobre el huso neuromuscular sino sobre la piel. El arco reflejo es más

complicado que el de los profundos y son multisegmentarios y polisinápticos. La integridad de la vía

piramidal es condición sine qua non.

1Reflejos abdominales superficiales.

a. Inervación.

1)Porción superior del abdomen, T8-10.

2)Porción inferior del abdomen, T10-12.

b. Colocar al paciente en posición supina.

c. Emplear un alfiler o un aplicador con punta de algodón.

1) Frotar la piel en los cuatro cuadrantes.

2) Hacer el movimiento de la periferia hacia el ombligo.

d. En condiciones normales el ombligo se desplazará ligeramente hacia el lado estimulado.

Esta respuesta puede estar disminuida en pacientes de edad avanzada, obesos o en

multíparas.

2-Reflejo cremastérico (L1,2)

Con el paciente de pie, frotar suavemente hacia arriba la cara interna del muslo, cerca

del escroto, con un alfiler. Realizar la maniobra se observar ligera elevación del testículo

ipsilateral.

3Respuesta plantar.

Se requiere un objeto moderamente romo para el estímulo. Emplear una llave, un

depresor de lengua roto, una pluma con tapa, un palillo, etc. Sostener el tobillo del paciente y

frotar la superficie plantar. Iniciar en el lado externo del talón y continuar hacia arriba en dirección

de la cara plantar de la cabeza de los metatarsianos. Hacer una curva en dirección interna de la

cara plantar del primer dedo. En condiciones normales se observa una ligera y breve flexión de

todos los dedos de los pies.

2-REFLEJOS PATOLÓGICOS

Son aquellos reflejos que solo pueden ser despertados en condiciones anormales y cuya

presencia indica la existencia de una interferencia orgánica en la función del sistema nervioso.

1-Signo de Babinski.

La estimulación de la planta del pie extiende el dedo gordo, generalmente asociado a un

movimiento de abanico de los demás dedos (abducción y ligera flexión). No siempre es obvio, es decir, a

veces la respuesta es ambigua o indiferente. En su expresión más patológica se produce la triple retirada:

extensión del 1º dedo, flexión de rodilla y flexión de cadera. Si no se obtiene. una respuesta, intentar

otras maniobras.

1) De “Chaddock”: se estimula la cara lateral del dorso del pie, desplazando

el estímulo debajo del maleolo externo y hacia los dedos de los pies.

2) De “Oppenheimer”: Deslizar hacia abajo los nudillos o los dedos índice y

pulgar juntos, sobre el borde anterior de la tibia.

3) De “Gordon”: oprimir firmemente los músculos de la pantorrilla.

4) De “Schaeffer”: oprimir firmemente el tendón de Aquiles.

2-Reflejos involutivos o de liberación frontal

Se trata de reflejos primitivos presentes en el neonato que desaparecen con la maduración y

pueden aparecer de nuevo en caso de enfermedad cerebral difusa, sobre todo de los lóbulos

frontales. Se exploran cuando se encuentra demencia o alteraciones neurológicas diseminadas.

1.Reflejo de parpadeo

a. Con un martillo de reflejos golpear en forma suave y repetida entre los ojos del paciente. Al

principio el paciente parpadeara pero pronto se habrá adaptado.

b Con “liberación frontal” (pérdida de la inhibición normal del lóbulo frontal), el parpadeo persiste

sin que ocurra adaptación.

2 .Reflejo de hociqueo

a. Golpear con suavidad encima de los labios. Habitualmente la respuesta es mínima o no la

hay.

b. Con liberación frontal:

1) Los labios se fruncirán con cada golpe.

2) En caso extremo el paciente hará muecas.

3.Reflejo de succión

a. Con un depresor de lengua frotar con suavidad los labios. Normalmente no hay respuesta.

b. Con liberación frontal, el paciente presentara movimientos de succión, de labios, lengua, y

maxilar inferior. También puede seguir el depresor de lengua al igual que lo haría un recién nacido.

4.Reflejo de prensión o grasping.

El estímulo de la palma de la mano produce el cierre de los dedos y la prensión de los dedos del

explorador.

5.Reflejo Palmomentoniano.

Al rascar la eminencia tenar se contrae el mentón ipsilateral.

III-EXPLORACION SENSORIAL

Se trata de la parte más subjetiva del examen neurológico, lo que unido a la variabilidad de los

territorios de inervación, a la superposición de los mismos, a la ocasional afectación incompleta y a los

fenómenos reflejos sensoriales en la enfermedad de vísceras internas (zonas de Head) hace su examen

difícil y a veces poco rentable. Por estos motivos debemos ser cautos en su interpretación.

1-PRUEBAS QUE VALORAN LA SENSIBILIDAD SUPERFICIAL Y PROFUNDA

Los tipos de sensibilidad que se exploran en la clínica y por tanto que tienen interes fisiopatológico

son las siguientes:

Táctil que informa del contacto fino

Térmica que informa del calor y del frío

Dolorosa que capta estímulos nociceptivos

Posición de las articulaciones o cinestesica

Vibratoria o palestésica

La fatiga da lugar a falta de precisión en las pruebas sensitivas por ello debemos posponer

esta parte de la exploración si el médico o el paciente se encuentran excesivamente cansados.

La distribución de una pérdida sensitiva puede establecerse sobre la piel —a manera de un

mapa— según los nervios periféricos o raquídeos que se distribuyen en dicha región.

1) Dichas regiones reciben el nombre de “dermatomas.“

2)Solo algunos dermatomas que corresponden a nervios raquídeos se exploran

de manera sistemática.

( a ) En la mano: C6, C7, y C8.

( b ) En el tronco: C3,T4, T10 y T12.

(c)En las piernas: L3, L4, L5, y S1

Debe valorerse la modalidad sensitiva al menos en estos dermatomas seleccionados.

Técnica:

1. Cuando se exploran las sensaciones del paciente debe tener sus ojos cerrados.

2. Incrementar la intensidad del estímulo conforme sea necesario para que el paciente

perciba. Recordar que en forma normal la piel engrosada es menos sensible.

4. Comparar en los dos lados.

5. Si se encuentra un área con cambios sensitivos intentar definir si la sensación esta

aumentada, disminuida, o ausente y si la transición de normal a anormal es abrupta o gradual.

 

 

IExploración de la sensibilidad superficial

1-La sensibilidad dolorosa se explora con un alfiler y se valora en cada uno de los dermatomas

descritos con anterioridad, en cabeza, brazos, tórax y piernas.

2-En la exploración de la temperatura se emplean tubos de ensayo llenos con agua caliente y fría. 3-La exploración de la sensibilidad táctil fina se emplea un algodón, y se indica al paciente

que diga sí o no, cuando perciba la sensación o deje de hacerlo.

II- Exploración de la sensibilidad profunda o propioceptiva

1- La sensibilidad vibratoria se valora mediante un diapasón de baja intensidad, de

preferencia el de 128 Hz.

1-Se sostiene el instrumento cerca de su base, y se activa golpeándolo contra el canto de la mano y

se hace presión, siempre sobre una prominencia ósea.

a. Preguntar al paciente si siente la vibración y cuando deja de sentirla. Si el explorador

puede percibir la vibración cuando el paciente ya no la siente, ello indica pérdida sensitiva.

b. Para hacer mas objetiva la prueba, detener de forma ocasional el diapasón de forma

prematura, para asegurarse de que el paciente responda con precisión.

c. Debido a que con la edad es normal que disminuya el sentido vibratorio, buscar si hay

asimetrías de derecha a izquierda. La pérdida sensitiva unilateral tiene mayor significado (la

perdida bilateral difusa también puede ser causada por polineuropatia periférica).

2- Se debe iniciar en la articulación más distal y el orden para realizar la prueba en la extremidad

superior es: articulación interfalangica distal o metacarpofalangica de los dedos, muñeca (apófisis estiloides

del radio o del cúbito), codo, esternón. Mientras que el orden para exploración de esta sensación en la

extremidad inferior es: articulación interfalángica del dedo gordo del pie, tobillo (en el maleolo), rodilla, cresta

iliaca.

2-La sensibilidad posicional puede ser explorada de diversas formas:

1-Colocando pasivamente los dedos en diversas posiciones y solicitando del paciente que las

identifique con los ojos cerrados.

2-Colocando una extremidad o segmento de ella en una posición determinada para que el paciente,

siempre con los ojos cerrados adopte la misma posición simétrica.

2-PRUEBAS DE DISCRIMINACIÓN SENSITIVA.

Con estos exámenes se valora la capacidad de la corteza cerebral contralateral (sobre todo el

lóbulo parietal) para analizar e interpretar sensaciones. Necesitan funcionamiento sensitivo intacto, en

particular en los cordones posteriores de la medula (que transmiten la sensación de posición y vibración) y se

explora de forma específica:

1-Estereognosia

Capacidad de identificar objetos mediante el tacto. Se emplea como prueba de selección para

este grupo y si la respuesta es anormal se emplean las demás pruebas. Consiste en que el paciente

mantiene sus ojos cerrados, mientras el examinador le coloca un objeto que sea conocido por todo el

mundo, como son: llave, moneda, sujetador de papeles o lápiz. En condiciones normales el paciente será

capaz de identificarlo en forma correcta. Hay que hacerlo de forma simétrica. Probar en cada lado.

 

2-Grafestesia

Capacidad para identificar objetos dibujados en la piel. Esta prueba es especialmente útil

cuando no se puede efectuar la prueba para estereognosia por la presencia de parálisis. Se usa el

extremo romo de un lápiz o una pluma y se dibuja algún numero del 0 al 9 en la palma aunque también

se puede hacer en la espalda y en la planta del pie. El paciente será capaz de identificarlo en forma correcta.

3-Discriminación táctil entre dos puntos.

Se emplea dos alfileres, un sujetador de papel desdoblado para formar una U, o un compás sin

filo.

Se indicara al paciente lo que es uno y dos puntos. Explorar ambos lados, las extremidades

superiores e inferiores. Iniciar siempre en sentido distal. Luego observar la distancia mínima a la que el

paciente percibe los dos puntos.

1) Verificar que los dos puntos hagan contacto en la piel al mismo tiempo.

2) Iniciar en las yemas de los dedos.

3) Realizar la exploración en forma alterna al azar, con uno y dos puntos

4)Las distancias mínimas promedio en que se perciben los dos puntos son:

i. Lengua, 1 mm.

ii. Yema de los dedos, 2 a 3 mm.

iii. Dedos de los pies, 3 a 8 mm.

iv. Palma, 1 cm.

v. Antebrazo o tórax, 4 cm

vi. Espalda, 4 a 7 cm.

4-Localización táctil.

Se pide al paciente que cierre sus ojos, y se toca la piel con un alfiler o una torunda. Explorar

ambos lados en cara, brazos y piernas. El paciente debe ser capaz de indicar casi con exactitud (en un

radio de 2 a 3 cm) la localización del estímulo. Cuando hay disfunción del lóbulo parietal contralateral,

el paciente describe el toque mucho más proximal de lo que fue.

5-Extinción.

Se realiza en forma similar a la localización táctil, pero el toque se hace de manera simultánea en

ambos lados. El paciente debe ser capaz de sentir en ambos lados. Cuando hay extinción, el paciente

solo percibe un lado.

FORMAS DE LESIÓN SENSITIVA

El análisis de los trastornos sensitivos fundamentales atendiendo a su distribución con un alfiler y

a la combinación de modalidades afectadas y conservadas (disociación) permite localizar las lesiones.

Distinguimos tres niveles fundamentales:

 

Nervio periférico y raíz. Se produce la pérdida sensitiva de acuerdo a la distribución

cutánea correspondiente siendo de ayuda los mapas de sensibilidad cutáneos. En principio se afectan todas las modalidades sensitivas.

En la médula espinal distinguimos varios patrones: La sección medular completa en la

que se produce una abolición de todas las modalidades sensoriales por debajo del nivel de lesión.

Síndrome de afectación centromedular o sindrome siringomiélico en el que se produce una

anestesia disociada con pérdida de la sensibilidad térmica y dolorosa y conservación de la sensibilidad

táctil, posicional y vibratoria que se extiende a lo largo de varios dermatomas en uno o en ambos lados

del cuerpo “área de anestesia suspendida” o un nivel suspendido. El síndrome tabético cursa con

abolición de la sensibilidad profunda manteniendo intacta la sensibilidad superficial.

Cerebro y tronco encefálico: Patrones de pérdida hemicorporal. Casos especiales son los

síndromes sensitivos alternos por lesión a nivel bulbo con déficit sensorial en una hemicara y en la

mitad corporal contralateral. Rara vez la afectación de la corteza sensitiva primaria produce patrones

que remedan alteración de nervio periférico

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *